Ir al contenido principal

Como no hubo cocteles, regañan a funcionarios de la ONU

No es difícil establecer que ese elixir sagrado llamado “imparcialidad”, que se oculta en alguna montaña descubierta por Indiana Jones, no aplica de igual manera para las FARC.

Por: Alexander Escobar | Foto: Archivo / ONU
FIPU PRESS

La rapiña mediática inició 2017 despedazando a los observadores de la ONU que pasaron el 31 de diciembre en un campamento de las FARC. Nada mejor para los medios que empezar el año con un escándalo. O inventarlo, de ser necesario, para alimentar el rating con estupideces que se reproducen por ausencia de debates serios.

El escándalo fue elaborado después de conocerse el video donde dos de los observadores de la  Misión de la ONU en Colombia se ven alegres bailando con guerrilleras de las FARC, en una celebración de fin de año que “incluyó una cena con cerdo, gallinas, buñuelos, dulces y chocolates, así como baile al son de música tropical colombiana”, anota la agencia EFE.

Para planificar el escándalo se emplearon recursos ya conocidos: descartar videos que generan opinión favorable y escoger uno o dos que pueden terminar en controversia; luego sumar la intriga periodística fabricada en salas de redacción de canales como RCN; y por último añadir testimonios de ideólogos de derecha, o de un partido de ultraderecha que, en este caso, no puede ser otro que el Centro Democrático.

Y listo. Así la opinión pública queda a merced de la pócima mediática que fabrica un escenario donde no existen garantías para el proceso de paz con las FARC, porque todo es quirúrgicamente moldeado para que la ONU aparezca como una organización no neutral por bailar, comer cerdo y, quizás –no me consta–, realizar algunos brindis en un campamento de las FARC el 31 de diciembre.

Acto seguido, fiel a sus protocolos, la ONU descalifica y anuncia que tomará medidas contra los observadores involucrados en el festejo decembrino, afirmando que su “comportamiento es inapropiado y no refleja los valores de profesionalismo e imparcialidad” de la Misión de la ONU en Colombia.

Leer también: Lo que no dijo el informe sobre violación del cese al fuego

Por fortuna, hasta el momento no se publican fotos o videos de directivos de la ONU compartiendo algún coctel o canapé con funcionarios del Gobierno porque, imaginamos, también se pronunciarían con el mismo tono, calificando de inapropiado un comportamiento que tampoco reflejaría la imparcialidad del organismo.

No es difícil establecer, entonces, que aquel elixir sagrado llamado “imparcialidad”, que se oculta en alguna montaña descubierta por Indiana Jones, no aplica de igual manera para las FARC en Colombia, país donde los medios de comunicación cubren el conflicto descalificando a la guerrilla y enalteciendo al Gobierno como único actor válido.

Se acerca el fin de la guerra. Y ahora la vida política de las FARC requiere de garantías que van más allá de salvaguardar la vida de los excombatientes dentro de la creciente ola de asesinatos de líderes sociales en Colombia. La guerra sucia comprende otros escenarios tecnificados por los medios de comunicación que evolucionaron conforme se prolongaba la guerra.

En ese otro escenario de la guerra contra las FARC todo se vale: hoy son los funcionarios de la ONU bailando en un campamento guerrillero, ayer lo fueron los tenis de Timochenko, mañana será cualquier cuestionamiento a la sinrazón que da su voto negativo a la paz. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Sigue en marcha demanda millonaria a los fondos de pensiones

Los fondos de pensiones en Colombia, según la demanda que enfrentan, deberán devolver a los trabajadores los gastos de administración que han cobrado de manera excesiva e ilegal desde el año 1994.
Por: Lina Díaz
Tomás Fajardo Hernández, abogado constitucionalista experto en derecho administrativo de la ciudad de Cali, presentó en el 2004 una acción de grupo ante el tribunal contencioso administrativo del valle del cauca, para recuperar el cobro en exceso que todos los fondos de pensiones vienen haciendo a los trabajadores colombianos en el tema de gastos por administración.
La investigación del abogado Fajardo, lo llevó a encontrarse la norma (Decreto reglamentario  656 art 39)  que permite a los fondos de pensiones cobrar comisiones por conceptos administrativos, el cual se debe hacer sobre el aporte y no sobre el salario como vienen haciendo desde que inició la operación de los fondos de pensiones bajo la ley 100, a partir del 1 de abril del año 1994, el cual inició con un porcentaje d…

FARC responden a Gobernador de Antioquia que se opone a pedagogía de paz

‘Pedro Baracutao’, quien durante su vida como guerrillero fue comandante del Frente 34 de las FARC, desde la Zona Veredal de Vidrí (Antioquia), donde los excombatientes de las FARC se preparan para transitar a la vida económica, política y social, responde a las declaraciones de Luis Pérez Gutiérrez, gobernador del departamento de Antioquia que tildó de “ilegal” la presencia de los exguerrilleros autorizados por la ONU y el Gobierno para realizar pedagogía de paz.
A continuación la carta de Pedro Baracutao dirigida al gobernador de Antioquia:

Vidri, jueves 13 julio de 2017 Señor Luis Pérez Gutiérrez Gobernador del Departamento de Antioquia.
Reciba un saludo cordial, extendido a todos los funcionarios del gobierno departamental. 
Escuchando su declaración del día de ayer 11 de julio en el portal Minuto30.com y con el respeto que todos los colombianos  merecemos, lo invito a que estudie con aplicación el  acuerdo de paz firmado entre el Gobierno Nacional y las FARC-EP. Allí, en la página 61 s…

La tristeza del soldado Martínez

El joven héroe que marchó a la guerra, para que el “Estado” mantuviera su estabilidad, para que los empresarios pudieran comprar y vender, para que los políticos pudieran ejercer el poder con garantías, ahora sufre el abandono de esa patria a la cual defendió.

Por: Claudia Quintero
FIPU PRESS
En la época más dura del conflicto, -el segundo gobierno de Álvaro Uribe Vélez- fue el momento en el cual Martínez se hizo “héroe”, así se les llama a los soldados en Colombia, al final Colombia, le pagó muy mal, su servicio en una guerra fratricida.


En el año 2006 prestó servicio militar como soldado regular, en el batallón de Pamplona. Las pocas oportunidades de educación o trabajo y la constante propaganda, motivaron a Martínez a enlistarse.
La carne de cañón
Miles, cientos de jóvenes pobres, negros, campesinos eran enviados al frente en el combate. En el ejército Martínez combatió a la guerrilla como una máquina de guerra, combatió a esa guerrilla que también estaba formada por jóvenes cómo él.

Los …