Declaración FIPU

“Soy una feminista diferente, soy una mala feminista”: Madonna

Habló de estereotipos y generalizó sobre lo que la sociedad quiere de las mujeres y obliga a seguir dichos patrones. En un reclamo “político” habló del Statu Quo

Colombia ha tenido que enfrentar como pocos países la cruel violencia de género con ataques de ácido (en un alto número  en relación a la media mundial), empalamientos, femicidios, ataques sexuales, entre otros. Colombia ha sido un país violento con las mujeres y las niñas.
FIPU PRESS | FOTO: ©GETTYIMAGES

En Colombia durante 4 años se ha negociado la paz entre el Gobierno de Juan Manuel y las FARC, y uno de los debates que se dio fue la incorporación del enfoque de género en los acuerdos negociados y su implementación, reconociendo que las mujeres y niñas colombianas fueron las más afectadas en la guerra, con cifras escalofriantes en materia de violencia sexual, despojo, desplazamiento forzado, entre otros.

También dicho enfoque ha tenido resistencia, pero el movimiento social, en especial el movimiento de mujeres en Colombia, diverso y desde cualquier lugar, ha dado la lucha para que se mantenga el enfoque y tratemos de superar la cruel violencia de género que afecta al país dentro y fuera del conflicto armado colombiano.

Colombia ha tenido que enfrentar como pocos países la cruel violencia de género con ataques de ácido (en un alto número  en relación a la media mundial), empalamientos, femicidios, ataques sexuales, entre otros. Colombia ha sido un país violento con las mujeres y las niñas.

La cantante estadounidense Madonna, podría significar para mí una realidad lejana a lo que vivimos las mujeres colombianas, ella podría ser lo que llaman una “blanca privilegiada”, anglocéntrica, y con mucha posibilidad de ser destacada y no vulnerada como las mujeres “del sur”.

Pero quiero confesar que su discurso en la entrega del premio "Mujer del Año" de Billboard, hizo que cayeran de mí tantos prejuicios y permitió abrir un espectro más en mi formación como feminista, contrastes que servirán en nuestra lucha acá en Colombia, un país “en vías de desarrollo” donde, como objetivo de desarrollo sostenible, debe superar la violencia contra mujeres y niñas y promover la equidad.

Madonna agradece el hecho de tener una larga carrera (que yo pensaba llena de felicidad) pero denuncia que ha sido víctima del odio y abuso, incluida la violencia sexual: “Gracias por reconocer mi habilidad de continuar mi carrera por 34 años en la cara de la evidente misoginia, sexismo, el bullying constante y el abuso implacable. Cuando me mudé por primera vez a Nueva York, yo era una adolescente, fue en 1979, y Nueva York era un lugar temible. El primer año me apuntaron con una pistola, me violaron en una azotea con un cuchillo en mi garganta, y entraron a mi apartamento y me robaron tantas veces que simplemente dejé de cerrar la puerta”.

Habló de los estereotipos y generalizó respecto a lo que la sociedad quiere de las mujeres y obliga a seguir dichos patrones, incluso en un reclamo “político” habla del Statu Quo, de la opinión y la forma de pensar de las mujeres y de la sexualidad: “Si eres una chica, tienes que seguir el juego. Te está permitido ser guapa y mona y sexy. Pero no seas demasiado inteligente. Y por supuesto no tengas una opinión que no reafirme el statu quo. Puedes convertirte en un objeto para los hombres y vestir provocativamente, pero no te apoderes de tu sexualidad. Y ni si te ocurra, pero ni se te ocurra, compartir con el mundo tus fantasías sexuales".

“Tienes que ser lo que los hombres quieren que seas, pero sobre todo, ese tipo de mujer con la que otras mujeres se sienten cómodas cuando hay hombres delante. Y finalmente, no envejezcas. Envejecer es un pecado"

Madonna se quejó de la falta de solidaridad, incluso desde una mujer feminista, llamándose a sí misma una “mala feminista”: "Soñaba con tener una amiga mujer a la que pudiera llamar en busca de consuelo. Camille Paglia, la famosa escritora feminista, dijo que había dado un paso atrás convirtiéndome en un objeto sexual. Pensé "ay, claro, que tú eres feminista, tú no tienes sexualidad, la niegas". Así que me dije "a la mierda. Yo soy un tipo diferente de feminista. Soy una mala feminista".

Sobre el discurso, la defensora de Derechos Humanos y feminista Liliany Obando, socióloga de la Universidad Nacional piensa que “Cualquier persona tiene derecho a ejercer su libre albedrío. Pero al ser una mujer quien hace ejercicio de ese derecho se ve como algo profundamente irreverente. Y en ese caso bienvenida la irreverencia”. “En el caso de las violencias contra las mujeres éstas no distinguen raza, estrato social, credo. Y si una mujer que ha sido violentada se atreve a denunciar bienvenida sea esa voz que puede ayudar a develar una realidad y prevenir nuevos casos”, en el caso específico de Madonna, la socióloga considera que “Los cuerpos y sexualidad de las mujeres no le pertenecen  más que a ellas mismas. Ellas deciden sobre qué hacer con ello”.

Bueno ustedes dirán: ¿Qué tiene que ver Madonna con la realidad de nosotras las mujeres colombianas? Pienso que todo, es una mujer que ha sufrido lo que muchas colombianas sin “ser blancas privilegiadas, ni del norte”  hemos sufrido, y desde esas realidades, el empoderamiento no debe distinguir o dividir, sino unir a todas las mujeres del mundo.  El feminismo aún no se termina de construir, con visiones diversas y con los pies en la tierra, las mujeres colombianas seguiremos el camino de la paz, entendiendo la violencia machista como un fenómeno mundial producto de un patriarcado, principal opresor de los más débiles.

Publicar un comentario

MKRdezign

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.
Javascript Disable Please Enable Javascript To See All Widget