Ir al contenido principal

“Juntas somos más, juntas somos todo”

La participación fue muy activa, las mujeres lideresas realizaron una “Mandala de Sanación”, un proceso espiritual que usa los elementos de la madre tierra, se promueve la reconciliación, el perdón, la autoestima y la solidaridad entre mujeres.
FIPU PRESS

Con una gran convocatoria, el Encuentro de Mujeres Lideresas y Defensoras de DDHH: “Territorialización del enfoque de género en el posacuerdo, por las garantías de no repetición, la protección, la reconciliación y la construcción de paz”,  tuvo lugar el pasado 8 de septiembre en la ciudad de Popayán.

Antígonas, Tribunal de mujeres es una obra de teatro donde Luz Marina Bernal, una madre de Soacha junto a otras víctimas, actúa como actriz natural, tocando el doloroso tema de los “falsos positivos” y otras violaciones a los derechos humanos que vinieron desde el Estado Colombiano a la ciudadanía.

Luz Marina presentó su parte de la obra, un monólogo muy sentido, con las pertenecías y fotografías de su hijo contó cómo fue engañado y vendido a las Fuerzas Militares, para ser asesinado y posteriormente presentado como un jefe guerrillero. Leonardo, su hijo, era una persona de educación especial.

En el evento las entidades del Estado de orden nacional y local dieron herramientas y rutas para que las mujeres lideresas y defensoras de derechos humanos, que están en los territorios, puedan acceder a protección en caso de riesgo o amenaza.

La participación fue muy activa, las mujeres lideresas realizaron una “Mandala de Sanación”, un proceso espiritual que usa los elementos de la madre tierra, se promueve la reconciliación, el perdón, la autoestima y la solidaridad entre mujeres. Tierra mi cuerpo, agua mi sangre, aire mi aliento y fuego mi espíritucantaron las mujeres, abriendo sus corazones para la paz, muchas manifestaron su voluntad de perdonar a quienes en medio de la guerra les hicieron daño, avanzando así a la construcción de paz en el país.

El Corto especial “Madres de la guerra”, producido por la Fundación Funuvida, y el testimonio de Alejandra Valencia y Luz Miriam Moncayo, cerraron la jornada con historias de vida que mueven fibras y son ejemplo de lucha y temple.

“Estos espacios nos permiten precisamente que las mujeres podamos verificar cuáles son esas problemáticas que tenemos, esos aspectos que nos están aquejando y que no nos permiten avanzar en la defensa de los Derechos Humanos, y en ese mismo sentido proponer cuáles con las estrategias de articulación entre organizaciones de mujeres y articulación institucional con el fin de promover la defensa de los Derechos Humanos”, afirmó para Notivisión  Cristina Girón, coordinadora del Programa Mujer con Equidad de la Alcaldía de Popayán.

Al final, en el conversatorio las mujeres hablaron de la posibilidad cierta de construir una nueva Colombia, y apoyaron el “Si a la paz” desde sus comunidades.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Sigue en marcha demanda millonaria a los fondos de pensiones

Los fondos de pensiones en Colombia, según la demanda que enfrentan, deberán devolver a los trabajadores los gastos de administración que han cobrado de manera excesiva e ilegal desde el año 1994.
Por: Lina Díaz
Tomás Fajardo Hernández, abogado constitucionalista experto en derecho administrativo de la ciudad de Cali, presentó en el 2004 una acción de grupo ante el tribunal contencioso administrativo del valle del cauca, para recuperar el cobro en exceso que todos los fondos de pensiones vienen haciendo a los trabajadores colombianos en el tema de gastos por administración.
La investigación del abogado Fajardo, lo llevó a encontrarse la norma (Decreto reglamentario  656 art 39)  que permite a los fondos de pensiones cobrar comisiones por conceptos administrativos, el cual se debe hacer sobre el aporte y no sobre el salario como vienen haciendo desde que inició la operación de los fondos de pensiones bajo la ley 100, a partir del 1 de abril del año 1994, el cual inició con un porcentaje d…

FARC responden a Gobernador de Antioquia que se opone a pedagogía de paz

‘Pedro Baracutao’, quien durante su vida como guerrillero fue comandante del Frente 34 de las FARC, desde la Zona Veredal de Vidrí (Antioquia), donde los excombatientes de las FARC se preparan para transitar a la vida económica, política y social, responde a las declaraciones de Luis Pérez Gutiérrez, gobernador del departamento de Antioquia que tildó de “ilegal” la presencia de los exguerrilleros autorizados por la ONU y el Gobierno para realizar pedagogía de paz.
A continuación la carta de Pedro Baracutao dirigida al gobernador de Antioquia:

Vidri, jueves 13 julio de 2017 Señor Luis Pérez Gutiérrez Gobernador del Departamento de Antioquia.
Reciba un saludo cordial, extendido a todos los funcionarios del gobierno departamental. 
Escuchando su declaración del día de ayer 11 de julio en el portal Minuto30.com y con el respeto que todos los colombianos  merecemos, lo invito a que estudie con aplicación el  acuerdo de paz firmado entre el Gobierno Nacional y las FARC-EP. Allí, en la página 61 s…

La tristeza del soldado Martínez

El joven héroe que marchó a la guerra, para que el “Estado” mantuviera su estabilidad, para que los empresarios pudieran comprar y vender, para que los políticos pudieran ejercer el poder con garantías, ahora sufre el abandono de esa patria a la cual defendió.

Por: Claudia Quintero
FIPU PRESS
En la época más dura del conflicto, -el segundo gobierno de Álvaro Uribe Vélez- fue el momento en el cual Martínez se hizo “héroe”, así se les llama a los soldados en Colombia, al final Colombia, le pagó muy mal, su servicio en una guerra fratricida.


En el año 2006 prestó servicio militar como soldado regular, en el batallón de Pamplona. Las pocas oportunidades de educación o trabajo y la constante propaganda, motivaron a Martínez a enlistarse.
La carne de cañón
Miles, cientos de jóvenes pobres, negros, campesinos eran enviados al frente en el combate. En el ejército Martínez combatió a la guerrilla como una máquina de guerra, combatió a esa guerrilla que también estaba formada por jóvenes cómo él.

Los …