Ir al contenido principal

¿Por qué negociar con el ELN? Conversación con Víctor de Currea-Lugo I

Antes de empezar la fase pública de los diálogos, tuve la oportunidad de reunirme con Victor de Currea-Lugo. Una conversación amena me hizo sentir que me faltaba mucho por aprender.

FIPU PRESS

Al ser pública la noticia del diálogo público entre el Gobierno y el ELN, la Senadora Claudia López, publicó en su perfil de twitter una congratulación hacia León Valencia, Victor de Currea-Lugo y Luis Eduardo Celis, destacando su trabajo por conseguir la paz con el ELN.

Víctor de Currea-Lugo ha sido reconocido por ello y es momento de hacer de las dos mesas un mismo proceso (diálogos de paz con ELN y las FARC) para beneficio del país y de los ciudadanos que anhelamos el fin del conflicto.

Víctor es un profesor de Estudios de Oriente Medio en la Universidad Nacional de Colombia, fue profesor de Relaciones Internacionales en la Pontificia Universidad Javeriana, experto en relaciones internacionales y conflictos, quien ha investigado el conflicto armado, específicamente enfocado al grupo guerrillero ELN y su voluntad de paz. Editor de los libros ‘Negociación Gobierno-ELN: y sin embargo, se mueve’ y ‘¿Por qué negociar con el ELN?’, es una de las voces más importantes en éste momento que se abre la negociación pública entre el ELN y el Gobierno.

Antes de empezar la fase pública de los diálogos, tuve la oportunidad de reunirme con Victor de Currea-Lugo. Una conversación amena me hizo sentir que me faltaba mucho por aprender, y conocer sobre el conflicto desde la visión del ELN, ¡Una verdadera clase de reflexión y conocimiento!

Pedimos jugo de mandarina, había que tomar líquido, pues hace mucho tiempo teníamos pendiente encontrarnos y conversar, había mucho por hablar y se había llegado el momento.

Conversamos y me llevé un archivo cargado de esperanzas. En realidad me alegraba que pronto también tendríamos un avance significativo en cuanto a una paz completa con los dos grupos guerrilleros que históricamente se alzaron en armas en Colombia.

Estaba trabajando en la nota, cuando estalló la noticia: el ELN y el Gobierno iniciaban públicamente los diálogos; y Víctor se encontraba en Caracas, haciendo seguimiento y acompañamiento a éste hecho tan trascendental. Así que consideré importante que se conozca lo que piensa este profesor sobre los diálogos y sobre la propuesta de construcción de paz y fin del conflicto desde el Ejército de Liberación Nacional.

¿Cómo ve usted el tema de la paz con el ELN y la negociación? A los que estamos interesados en la paz nos preocupa que no se haga la paz también con el ELN.

Lo primero es lo siguiente: yo creo, mi hipótesis de trabajo, sobre la cual la dejo como hipótesis de trabajo, es que existe una actitud de parte del Gobierno deliberada, son absolutamente consientes que lo mejor que pueden hacer era  negociar en dos tiempos, porque eso impide la creación de un bloque de poder opositor en el marco de las negociaciones. Por eso ha manejado una velocidad con las FARC y otra con el ELN. La prueba está que además, durante 15 meses, dice Antonio García en una entrevista que le hice para el periódico El Espectador en calidad de periodista, que durante 15 meses, el Gobierno le incumplió al ELN y los dejó plantados; estamos hablando de 15 meses, más o menos de año y medio de un proceso de paz de 3 años, casi la mitad del tiempo se fue en plantoneadas por parte del Gobierno, eso ha hecho que la cosa se complique. Segundo: que el Gobierno llegó de una manera muy radical a plantear el desarme, más que la agenda del ELN. Eso implica, a ver, no era un proceso de claudicación ni de rendición, es un proceso de negociación, y el ELN independientemente de la empatías o antipatías políticas que alguien puede desarrollar, porque el ELN no está rendido, y no esta derrotado en forma militar, ergo no se le puede derrotar en la mesa. Y la tercera cosa es que ha habido problemas procedimentales; creo que a lo que obedece fundamentalmente es con el discurso del Gobierno de que las FARC son los grandes y que ELN son los chiquitos, y por eso al hermano menor uno le da lo que uno quiere y con eso lo calma, entonces creo que ese es el debate fundamental de por qué se está demorando.

Una pregunta que tengo que hacer indiscutiblemente…. ¿Por qué tu acercamiento al ELN? Es académico o también político.

Mi interés fundamental es un acercamiento, ante todo, totalmente académico. Político como profesor, a medida que como profesor de ciencias políticas uno estudia la administración de la polis, pero eso lo hace académico, yo considero que el ELN es profundamente interesante por su complejidad.

¿Según lo que usted ha estudiado, quién le parece que es más político, el ELN o las FARC?

A muchos sectores le molestaría, yo no lo he dicho. Diría que es más complejo.  El  ELN es la sumatoria como entre el Che Guevara, Jesucristo y Marx.

La Teología de la Liberación es toda la idea de Camilo, del padre Manuel Pérez, más la idea de su nacimiento de la Revolución cubana, más la doctrina marxista del mundo, entonces esa mezcla es una complejidad que lleva a que resulte, desde el punto académico, resulte más seductor, más desafiante de alguna manera leer al ELN. Otra cosa, nadie estaba leyendo al ELN, muy poca gente, la verdad; pues estaba el boom, lo que estaba de moda era  las FARC. Yo dije: ¿Por qué no hacemos una lectura desde ese sector? Y lo hemos hecho acompañados de activistas y académicos que han dado lugar a dos libros, uno con 22 autores que es ‘¿Porque negociar con el ELN?’, y este que se llama ‘Negociación Gobierno y ELN: y sin embargo se mueve’, donde participaron 29 autores, incluyendo académicos, políticos, sindicalistas, el padre Pacho de Roux, Camilo Gonzales Pose y muchas otras voces.

¿Te parece que la agenda del ELN es totalmente diferente a la de las FARC?

Yo creo que el problema fundamental no tiene que ver con ese giro medio ambiental que pueda tener el ELN, el problema es otro, las FARC están negociando ‘un qué’, unos puntos: la reforma agraria, la reforma política, el problema de los cultivos ilícitos, el problema de las víctimas, ¿ no cierto?,  eso es como ‘un qué’; el ELN está negociando ‘un cómo’, cómo negociar, cómo articular la población civil, ósea, un método de apertura de espacios democráticos y políticos.  El objetivo del ELN no está peleando algo, ósea, lo sustancial del ELN es la forma en que invita a que la sociedad participe en todos los puntos de la negociaciones, lo que resulta novedoso, que no se ha hecho en ningún lugar del mundo. El ELN tiene una agenda, unos puntos -que además aparecen en el libro-.  El ELN ha hecho unos planteamientos de lo que sería su agenda de discusión pero lo principal es la creación de un espacio nacional de diálogos, yo creo que ahí está lo fundamental.

¿La gente percibe que el ELN, como que la están poniendo muy difícil?

Claro, hay un problema de comunicación que ha sido totalmente muy torpe; porque no han logrado explicar al país qué es lo que está pasando. Pero yo creo en el fondo hay un deseo, una lectura muy sesgada, hay una afán por satanizar al ELN, decir que tiene la culpa de todo. Es que como bailando tango se necesitan dos,  entonces uno dice: ‘¿Es que el gobierno no tiene responsabilidad? ¿No ha sido arrogante? ¿Es que el gobierno no ha intentado patear la mesa? ¿No ha dejado plantada las comisiones? ¿No ha asumido discursos paralelos?’ Acordémonos que en junio del 2014 cuando se hace público el primer comunicado unitario o conjunto entre el Gobierno y el ELN, el Gobierno modificó el texto, cambió las palabras.  Parece como que la sociedad no quiere ver eso y dentro de la izquierda, hay un deseo de satanizar al ELN,  de no leerlo en su dimensión real.


En una próxima nota seguiré compartiendo con ustedes la conversación con Victor de Currea-Lugo, no es justo que no se conozca. Por el momento, sigamos pendientes como veedores de la paz completa.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Sigue en marcha demanda millonaria a los fondos de pensiones

Los fondos de pensiones en Colombia, según la demanda que enfrentan, deberán devolver a los trabajadores los gastos de administración que han cobrado de manera excesiva e ilegal desde el año 1994.
Por: Lina Díaz
Tomás Fajardo Hernández, abogado constitucionalista experto en derecho administrativo de la ciudad de Cali, presentó en el 2004 una acción de grupo ante el tribunal contencioso administrativo del valle del cauca, para recuperar el cobro en exceso que todos los fondos de pensiones vienen haciendo a los trabajadores colombianos en el tema de gastos por administración.
La investigación del abogado Fajardo, lo llevó a encontrarse la norma (Decreto reglamentario  656 art 39)  que permite a los fondos de pensiones cobrar comisiones por conceptos administrativos, el cual se debe hacer sobre el aporte y no sobre el salario como vienen haciendo desde que inició la operación de los fondos de pensiones bajo la ley 100, a partir del 1 de abril del año 1994, el cual inició con un porcentaje d…

FARC responden a Gobernador de Antioquia que se opone a pedagogía de paz

‘Pedro Baracutao’, quien durante su vida como guerrillero fue comandante del Frente 34 de las FARC, desde la Zona Veredal de Vidrí (Antioquia), donde los excombatientes de las FARC se preparan para transitar a la vida económica, política y social, responde a las declaraciones de Luis Pérez Gutiérrez, gobernador del departamento de Antioquia que tildó de “ilegal” la presencia de los exguerrilleros autorizados por la ONU y el Gobierno para realizar pedagogía de paz.
A continuación la carta de Pedro Baracutao dirigida al gobernador de Antioquia:

Vidri, jueves 13 julio de 2017 Señor Luis Pérez Gutiérrez Gobernador del Departamento de Antioquia.
Reciba un saludo cordial, extendido a todos los funcionarios del gobierno departamental. 
Escuchando su declaración del día de ayer 11 de julio en el portal Minuto30.com y con el respeto que todos los colombianos  merecemos, lo invito a que estudie con aplicación el  acuerdo de paz firmado entre el Gobierno Nacional y las FARC-EP. Allí, en la página 61 s…

La tristeza del soldado Martínez

El joven héroe que marchó a la guerra, para que el “Estado” mantuviera su estabilidad, para que los empresarios pudieran comprar y vender, para que los políticos pudieran ejercer el poder con garantías, ahora sufre el abandono de esa patria a la cual defendió.

Por: Claudia Quintero
FIPU PRESS
En la época más dura del conflicto, -el segundo gobierno de Álvaro Uribe Vélez- fue el momento en el cual Martínez se hizo “héroe”, así se les llama a los soldados en Colombia, al final Colombia, le pagó muy mal, su servicio en una guerra fratricida.


En el año 2006 prestó servicio militar como soldado regular, en el batallón de Pamplona. Las pocas oportunidades de educación o trabajo y la constante propaganda, motivaron a Martínez a enlistarse.
La carne de cañón
Miles, cientos de jóvenes pobres, negros, campesinos eran enviados al frente en el combate. En el ejército Martínez combatió a la guerrilla como una máquina de guerra, combatió a esa guerrilla que también estaba formada por jóvenes cómo él.

Los …