Declaración FIPU

¿Quiénes marchan en Brasil?

En Brasil se adelanta un golpe suave para derrocar a la presidenta Dilma Rousseff, un tipo de golpe de Estado que también se trata de imponer en Venezuela.

En las marchas de Brasil no vimos represión estatal, y Dilma resaltó la tranquilidad con la cual se dieron. Las marchas libres y pacíficas no son prohibidas ni reprimidas por el gobierno de Dilma, por el contrario, son un espacio para dialogar.

FIPU PRESS

EL portal #JornalistasLivres de Brasil publicó una foto del reportero Pedro Ivo Carvalho donde  se nota un tipo de performance que muestra a un hombre blanco ahorcando a un hombre con faceblack (rostro pintado de negro). ¿Qué representa esto en la marcha contra Dilma Rousseff? ¿Es acaso una inconformidad con el gobierno brasilero que hoy incluye a los negros en espacios anteriormente relegados para ellos?

En Brasil la derecha no se queda quieta. A pesar de los errores que se puedan cometer, Brasil no es el mismo país de hace 15 años donde un negro no podía ir en un avión o estar en un centro comercial de gente “rica”. Definitivamente es otro Brasil el que empezó a florecer desde que gobiernan los trabajadores.

Al respecto Telesur aclara que aunque la excusa de las marchas es el escándalo de corrupción en Petrobras, culpando del desfalco al expresidente Lula Da Silva y la presidenta Dilma Rousseff, lo cierto es que “la comisión parlamentaria brasileña, encargada de la investigación de corrupción en la petrolera estatal, eximió a ambos líderes de toda responsabilidad en el caso por no encontrar pruebas en su contra”. De lo que sí son responsables es de darle cupos universitarios a los negros y de abrir difícilmente  la puerta a un Brasil más inclusivo, una tarea difícil cuando aún existen flagelos como el racismo declarado y la esclavitud en Brasil.

Además recordemos que desde el 26 de octubre de 2014 que fue reelegida como presidenta Dilma Rousseff,  “la nación ha registrado una importante disminución de los niveles de pobreza y un significativo crecimiento de las clases medias de la población debido, principalmente, al aumento de los puestos de trabajo y a la puesta en práctica de unas iniciativas de inclusión sin precedentes”, destaca Telesur.

En las marchas de Brasil no vimos represión estatal, y Dilma resaltó la tranquilidad con la cual se dieron. Las marchas libres y pacíficas no son prohibidas ni reprimidas por el gobierno de Dilma, por el contrario, son un espacio para dialogar, tal como lo hizo cuando la gente se opuso al incremento del valor del transporte público: se abrieron mesas de concertación y se brindó soluciones a las problemáticas.

Pero sigo reflexionando con la fotografía que encabeza ésta columna y con otras que fueron publicadas en redes sociales. Pocos negros marchando, un negro ahorcado y muchas negras llevando los carritos de los bebés de sus patrones “libertarios”, una reflexión profunda que deja  una pregunta: ¿Quiénes marchan en Brasil?

Foto: Presidenta Dilma Rousseff | Prensa Latina

Publicar un comentario

MKRdezign

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.
Javascript Disable Please Enable Javascript To See All Widget